jueves, 10 de mayo de 2018



  Capítulo.-6
  La jornada de un funcionario.

  Al día siguiente a la cacería de los gamusinos -Don Zacarías- ordenó a los porqueros psicólogos novatos, que aunque no ponía en tela de juicio su adecuada preparación para el desempeño de su trabajo, sería conveniente que os distribuyerais con los que ya llevan dando charlas a los gorrinos, con el fin de que al lado de ellos adquiráis experiencia, pues esta siempre es un grado más para el desempeño de vuestras funciones, creo que con un mínimo de un par de días o tres a lo sumo, desempeñaréis vuestras labores como es debido y así comenzaron su nuevo oficio.
  Sobre las diez de la mañana nos hemos reunido en la sala de video conferencias para seguir estudiando el asunto de Jeremías Pelotari, con el fin de ir avanzando debidamente en su estudio.
  Cuando hemos llegado a ella, ya estaba el Gran Akila repasando lo leído hasta ahora junto con Jeremías y el perteneciente a “La Banda de los Festines”, ocupaba su lugar correspondiente.
  Le he preguntado a Don Zacarías por el vigilante y me ha dicho que es de absoluta confianza y un gato muy noble, de los que cumplen a rajatabla lo de ver, oír y callar, fue el que el día de la matanza del cerdo de Don Kerkus actuó de “rabillador” y descendiente directo de uno de los más antiguos “Monteiros da Choca” de la extinta Casa Real Portuguesa.
  Sin más, el Gran Akila comenzó a leer el folio correspondiente de los entregados al expedientado Jeremías Pelotari Tocador y yo como medio cronista oficial he tomado fielmente nota de lo que en él consta, la nota tomada DICE:
  Don Petróvich Mastuerzo, técnico jurídico de la Gerencia de Salud Gatuna de Gatola, nombrado por el Gerente de Área Gatuna de Gatola, de conformidad con lo establecido en el Decreto 287/2001, de 13 de diciembre, por el que se aprueba el Reglamento de la Gerencia Regional de Salud Gatuna, y en la resolución de 15 de julio de 2008, de la Gerencia Regional de Salud Gatuna, sobre delegación de competencias en materia de recursos gatunos a diversos Órganos del Organismo Autónomo (BOCyL, Nº 16, DE 29-8), Instructor para llevar a cabo el expediente disciplinario ordenado instruir a Don Jeremías Pelotari Tocador, telefonista de uno de los Centros de Salud Gatuna de Gatola.
  CERTIFICA: Que no existiendo causa de abstención de las previstas en el artículo 28 de la Ley 30/921, de 26 noviembre, con independencia de la posible discrepancia que en cuanto al nombramiento pueda existir, por no entenderlo conforme al contenido funcional de su puesto de trabajo, con la citada salvedad, acepto el cargo que se me ha conferido y la actuación como Secretaria de Doña Socorrista de Petróvich Mastuerzo, quien después de comparecer a mi presencia y enterada de la comisión que se le confía, promete cumplirla bien y fielmente, al no estar afectada por causa de abstención, firmando ambos en prueba de mutua conformidad y de constitución de órgano instructor, comenzando las actuaciones en el día de hoy, lunes 26 de noviembre de dos mil doce.
EL INSTRUCTOR

Fdo.: Don Petróvich Mastuerzo

LA SECRETARIA

Fdo.: Socorrista de Mastuerzo
  Si todas las lecturas ocupan este espacio -dijo Don Zacarías- hay que leer un mínimo de tres al día, que vea Don Patrocinio a su vuelta que velamos por sus intereses aún no estando él presente. Así que Akila lee otras dos, que veo que el medio escribano está con ganas de cumplir fielmente su misión, al igual que el instructor y la secretaria del expediente. Como Akila comenzó otra lectura no me quedó más remedio que tomar la correspondiente nota, esta que a continuación consta y que dice:
  PROVIDENCIA:
  Incorpórese al expediente la documentación remitida por la Gerencia de Salud Gatuna del área de Gatola por oficio de 22 de noviembre, a la que se acompaña la orden de incoación de expediente disciplinario al telefonista de uno de los Centros de Salud Gatuna de Gatola, nombramiento de Instructor y Secretaria, así como copia testimoniada de la documentación referente a la información previa que acompaña la propuesta de expediente, realizada por el Inspector de servicios Don Sam Casablanca Falsificador, documentación que ha sido remitida sin foliar.
  Así se acuerda por el Instructor, en Gatola, a veintiséis de noviembre de dos mil doce.
EL INSTRUCTOR

Fdo.: Petróvich Mastuerzo

LA SECRETARIA

Fdo.: Socorrista de Mastuerzo
  DILIGENCIA: En cumplimiento de la providencia anterior, se procede a incorporar al expediente la documentación arriba mencionada, figurando a los folios inmediatos siguientes. Misma fecha. Doy fe.
LA SECRETARIA


Fdo.: Socorrista de Mastuerzo
  Paso a leer la siguiente dijo Akila, pues esto no tiene nada sobre lo que reflexionar, es el trabajo digno y rápido que a estos dos les ha sido asignado por parte de Don Político de QUINTA MANO.
  Vamos allá –dije- dispuesto estoy.
  Esta es la última de hoy –dijo Don Zacarías- de tres en tres al día, antes de que nos demos cuenta liquidamos el asunto.
  La tercera dice:
  PROVIDENCIA:
  Comuníquese a la Gerencia de Salud Gatuna de Área de Gatola, con la salvedad hecha constar en el acto de constitución del órgano instructor, la aceptación del expediente disciplinario 1/2012, ordenado instruir a Don Jeremías PELOTARI TOCADOR, telefonista de uno de los Centros de Salud Gatuna de Gatola, incorporándose copia de dicha comunicación al folio inmediato siguiente.
  Devuélvase asimismo a la Gerencia de Área Gatuna de Gatola la documentación relativa a la información reservada, al no estar foliada, a fin de que foliada por quien corresponda se devuelva al órgano instructor, quedando en el expediente copia testimoniada de la documentación devuelta.
  Así se acuerda por el instructor en Gatola, a veintiséis de noviembre de dos mil doce.
EL INSTRUCTOR
Fdo.: Don Petróvich Mastuerzo

LA SECRETARIA,

Fdo.: Socorrista de Mastuerzo
  DILIGENCIA: La extiendo yo, la Secretaria, para hacer constar que en cumplimiento de la anterior providencia se da curso a la notificación indicada, cuya copia se une al presente procedimiento al folio inmediato siguiente. Misma fecha. Doy fe
LA SECRETARIA

Fdo.: Socorrista de Mastuerzo 

  Hoy dejamos este asunto -dijo Don Zacarías- tengo un pequeño dolor de cabeza, que me dura desde la noche en que estuvimos cazando los gamusinos, proveniente del ruido de las latas y de tanto estribillo cantado.
  Un momento Don Zacarías -dijo el Gran Akila- os tenía y os tengo por un gato más duro que el pedernal. ¿Es que por un pequeño dolor de cabeza vais a dejar de avanzar en este tema con el fin de esclarecerlo de forma inmediata?
  Os he dicho que el dolor de cabeza era leve con el fin de no preocuparos, pero dicha sea toda la verdad, tengo tal dolor de cabeza que es insoportable, pero con el fin de que podamos avanzar de forma adecuada en este asunto, voy a mandar al “rabillador” que se acerque a La Casona y encargue a una de las gatas cocineras que prepare un par de tortillas de aspirinas, que se espere a que terminen de cocinarlas y me las traiga acompañadas de una docena de botellas del vino que recientemente he adquirido, un reserva del 98, adquirido a muy buen precio y cuatro copas con el fin de que lo catéis y opinéis sobre sus características, a ver qué opinión me dais de él.
  Pasados unos quince minutos llegó el “rabillador” con lo encargado para aliviar el fortísimo dolor de cabeza que Don Zacarías tenía, pero este no empezó con las tortillas de aspirinas, sino que de un primer viaje y tras descorchar una de las botellas, se atizó en un momento tres copas de él, bien colmadas, esperó dos o tres minutos a que hicieran el efecto correspondiente y nos dijo: El dolor comienza a ceder, ir comiendo las tortillas, antes de que os entre dolor de cabeza, como previsión, pues pienso que no las voy a necesitar, al mismo tiempo que nos escanciaba una copa de vino a cada uno de nosotros con el fin de que opinásemos sobre la calidad, aromas y cuerpo de la partida de vino que recientemente había adquirido. Ni tiempo nos dio a catarlo, pues ya estaba ordenando al Gran Akila que reanudase la lectura, pero este se hizo el sordo y de esta forma pudimos beber la copa de vino que nos había servido y empezar con las tortillas, pues en opinión de Don Zacarías, “más vale prevenir que curar”, a mí me ordenó que copiase fielmente lo que Akila leyese.
  Una vez que nos atizamos otra copa de vino y dejamos las tortillas temblando, Akila comenzó a leer y yo a tomar las correspondientes notas. Esto que sigue es lo leído y dice:
  JUNTA DE CASTILLA Y LEÓN.
  Consejería de Sanidad Gatuna.
  Gerencia de Salud Gatuna del Área de Gatola.
  NOTA INTERIOR.
  Fecha: 26 de noviembre de 2012.
  Destinatario: Gerencia de Salud Gatuna de área.
  Asunto: Constitución órgano Instructor y devolución documentación para subsanación.
  En cumplimiento de lo acordado por providencia de 26 de noviembre de 2012, del órgano instructor del expediente disciplinario 1/2012, damos traslado a esa Gerencia de la constitución del órgano instructor del expediente indicado, acordado incoar al telefonista de uno de los Centros de Salud Gatuna de Gatola, Don JEREMÍAS PELOTARI TOCADOR, procediendo a la devolución de la documentación remitida, referida a la información reservada practicada, a efectos de que debidamente foliada sea devuelta a este órgano instructor para continuar con la instrucción del expediente.
EL INSTRUCTOR
Fdo.: Petróvich Mastuerzo
  Un momento- dijo Akila- aún queda la última con fecha del 26 de noviembre del 2012, para que luego las malas lenguas digan que los funcionarios no trabajan, aquí vamos a dejar constancia de todo lo contrario y sobre todo toma nota, pero una nota muy especial, toda ella en minúscula y en letra grande, para que todos se enteren de esto que voy a leerte de la nota anterior que aunque está fechada el día 26 de noviembre del dos mil doce, en la parte inferior de la misma hay un recibí firmado y pone:
  Recibí: 20 de abril de 2010 y al lado la correspondiente firma.
  Esto nos viene a demostrar que no solamente trabajan a destajo, nos demuestran además la rapidez con la que lo hacen, casi dos años antes de escribir un documento en esa Gerencia de Salud para nuestros congéneres ya lo ha recibido el destinatario, a esto se le llama rapidez y efectividad, dejadme mirar que dice Wikipedia con respecto a esto, según Wikipedia: “Este comportamiento realizado por estos funcionarios, invalida todas las formulas de la física que traten sobre asuntos de velocidades y aquí comprobamos, que en esta Gerencia Gatuna se mueven a más velocidad que para la luz calculó Albert Einstein y que en física se representa con la letra C, proveniente de la palabra latina “celéritas”, en español celeridad, rapidez.
  Si la información pudiera viajar más rápida que C en un marco de referencia, la casualidad sería violada en otros marcos de referencia, pues la información ha sido recibida antes de ser mandada, algo que hasta ahora ignorábamos que se hubiera dado en el universo”.
  Voy con la última lectura…
  Un momento -dijo Don Zacarías- y se atizó otras tres copas de reserva, acto seguido, nos invito a terminar con las tortillas de aspirinas y apoyó la cabeza sobre la mesa por unos instantes y al levantarla bufó de tal manera que creíamos que el dolor se había convertido en migraña crónica, cosa que nos desmintió al hacer el siguiente comentario:  estas cosas en cuanto a la rapidez con la que actúan, me calientan más que a Don Patrocinio la veinteañera con la que se ha ido a la playa, mejor lee la última nota escrita con fecha del 26 de noviembre del 2012, pero antes mira en la parte inferior para ver que pone.
  Pues pone lo mismo Don Zacarías, vea, vea la fecha del recibí Usted mismo, cópiala escribano y en el mismo tamaño de letra.
  Simplemente me limito a copiarla –dije- estos son más rápidos que los de hacienda a la hora de cobrar a las PYMES, pero que no son tan rápidos a la hora de controlar lo que evaden los Urdangarines y Bárcenas de turno. Esto es lo que pone:
  Recibí: 20 de abril de 2010 con la correspondiente firma.
  Termina de leer la nota Akila -ordenó Don Zacarías- que entre los novatos con los canticos de la otra noche, el ruido de las latas de sardinas y estas velocidades terminarán conmigo desintegrado.
  Akila comenzó a leer la nota en la cual consta lo siguiente:
  JUNTA DE CASTILLA Y LEÓN
  Consejería de Sanidad Gatuna
  Gerencia de Salud Gatuna del área de Gatola
  NOTA INTERIOR
  Fecha 26 de…
  Eso ya lo sabemos de memoria –dijo Don Zacarías- lee el meollo de la cuestión.
  En cumplimiento de lo acordado por providencia de esta fecha, comunicamos a esa Gerencia de Área Gatuna QUE EN EL DÍA DE HOY COMIENZAN LAS ACTUACIONES EN EL EXPEDIENTE DISCIPLINARIO 1/2012, ordenado instruir al telefonista Don JEREMÍAS PELOTARI TOCADOR.
EL INSTRUCTOR
Fdo.: Don Petróvich Mastuerzo.
  Vámonos dije yo, que tengo que hacer muchas anotaciones contables relacionadas con esta explotación de gorrinos, cereales recogidos, de los corderos y por si fuera poco la contabilidad de las zapaterías de Don PATROCINIO.
  Un momento -dijo Don Zacarías- hasta que no regrese mi amigo y socio Patrocinio, las lecturas quedan suspendidas, pues estas irregularidades, si no las ve el mismo no se las cree, aunque se lo juremos con las cuatro patas puestas encima de la Santa Biblia escrita en verso, que es la forma en que juramos los de nuestra especie,  y de paso ordenó a Jeremías que hasta nueva orden se reincorporase a su trabajo con los ibéricos y ordenó al “rabillador” que tenía que permanecer acompañando a Jeremías en las labores que este desempeña diariamente, pues este pobre gato debe estar preocupado con este asunto y no quiero que esté solo por miedo a que termine suicidándose.
  Sabéis –continuó- que mi abuela a menudo me repetía: “Hijo, que Dios te libre de la jornada de un vago”. Pues así funcionan los funcionarios, un día mucho y seis o siete nada y sino, al tiempo, ya lo iremos comprobando en este asunto.
  Pienso que el vino había hecho los efectos correspondientes en Don Zacarías, pues me dijo que enviase una carta al Órgano Instructor del expediente en la que les comunicase: Que para “órganos”, el suyo propio, al que no iguala ni el rabo de La Pantera Rosa.
  Mañana parto de viaje por tres días para asuntos de negocios ya que con tanto espionaje, ni se pueden hacer por teléfono ni por correo electrónico, solamente se deben hacer hablando personalmente con la persona adecuada, así es que tú –dirigiéndose a mí- quedas al frente de todo y no cometas imprudencias.




No hay comentarios:

Publicar un comentario